Murcia Medieval

El proyecto Murcia Medieval pretende recuperar nuestras raíces y conectar la Murcia de la Edad Media con la del siglo XXI; unir nuestro patrimonio e historia y proyectarlo hacia el exterior de la ciudad y su futuro. Un proyecto de estrategia patrimonial que recoge de manera responsable nuestra atención al porvenir del Patrimonio Medieval de la Ciudad y a la necesidad de que los bienes y valores que componen dicho patrimonio no solo lleguen intactos a las generaciones futuras, sino que se trasmitan enriquecidos.

Al igual que en otros puntos de España, Murcia fue un punto de encuentro entre culturas: la musulmana, la cristiana y la judía. Los tres grupos coexistieron pacíficamente durante parte de la Edad Media. Su convivencia fue, sin duda, un elemento enriquecedor para la cultura de Murcia, pues cada una de ellas aportaba elementos esenciales que complementaban a las otras dos.

La herencia de la ciudad medieval, en cuanto a tramas urbanas e hitos monumentales, es perceptible en gran parte de la actual Murcia. Igualmente visible es la herencia patrimonial que nos dejaron en la huerta, especialmente en los sistemas e infraestructuras de riego que tienen su origen en la época medieval.